19 marzo, 2017

Ideario Programático

 

LA LLAMA DE LA UTOPÍA

El Partido País Solidario es una agrupación política de hombres y mujeres, creado para levantar un nuevo horizonte socialista y democrático, que le permita al Paraguay recuperar la fe en el futuro manteniendo viva la llama de la utopía.

En nuestro país, a pesar de las frustraciones y el desencanto en la búsqueda de la democracia, existen ejemplos de creatividad productiva y reservas morales, que resisten a los embates de los sectores dominantes retardatarios y siguen apostando al futuro. Es hora de articular los esfuerzos comunes y aislados en una propuesta nacional, sobre nuevas regla de juego, para lograr una sociedad con justicia social.

La sociedad paraguaya y especialmente los jóvenes merecen enarbolar la bandera del cambio, sostenida sobre principios que emergen de la tradición histórica de la lucha por un Paraguay sin exclusiones, sin claudicaciones y sin oportunismo, mediante una iniciativa política coherente, con compromiso social, para lograr una sociedad igualitaria e integrada: internamente, con la región y con el mundo.

 

LA SOCIEDAD QUE CONSTRUIMOS

Una sociedad paraguaya igualitaria, firme en su identidad nacional; integrada por ciudadanos y ciudadanas libres, conscientes y artífices de su historia, que sin excepción alguna y con independencia de la extracción social, de las posibilidades económicas, del genero, la edad, las capacidades físicas e intelectuales, la raza, la orientación sexual, el origen étnico y de nacimiento, pueden –en igualdad de oportunidades- crecer y desarrollarse como seres humanos, conforme a sus preferencias.

Una sociedad paraguaya, en la que la práctica de la solidaridad, fundamenta la convivencia entre las personas, y se halla extendida con la naturaleza, los patrimonios de la humanidad y las diversas culturas.

Una sociedad paraguaya con un gobierno electo por la voluntad popular. Con un sistema social conformado por un sector público suficiente, que utiliza y regula conscientemente el mercado, aprovechando de esta manera su aptitud para la creación de recursos económicos.

Un sector público, que protege los derechos de cada persona y garantiza la justa distribución de la riqueza. Una sociedad que alcanza y sostiene el desarrollo económico, social y cultural; que acepta el desafío de la permanente modernización del mundo, como requerimiento para el logro de sus propósitos futuros.

LOS PRINCIPIOS QUE SOSTENEMOS

LIBERTAD, JUSTICIA y SOLIDARIDAD son los principios que sustentan nuestro valor fundamental que es el de la IGUALDAD en DEMOCRACIA. El Partido País Solidario se fundó para luchar por la igualdad y la democracia.

La DEMOCRACIA política es indispensable para una sociedad socialista. El socialismo democrático es un proceso continuo de democratización social y económica, y de incremento de la justicia social, que reconoce la amplia participación y atiende las reivindicaciones de las personas. La democracia que defendemos es aquella en la que se puede elegir libremente entre varias opciones políticas, cuando existe la posibilidad de un cambio pacífico de gobierno, basado en la libre voluntad del pueblo, en la que se garantizan los derechos de las personas y de las minorías, y en la que existe un sistema judicial independiente sostenido en la aplicación imparcial y pronta del Derecho a toda la ciudadanía.

La LIBERTAD es una lucha de todos los seres humanos por decidir y protagonizar su propia historia; para asegurar que ninguna persona, de cierta clase, género, religión o raza se sirva, someta o explote a otra. La libertad es el resultado de esfuerzos individuales y colectivos que configuran un mismo y único proceso, para que todas las personas encuentren las condiciones sociales y vitales que le permitan desarrollar sus virtualidades, sin resistencias ni represiones.

La JUSTICIA es el final de todas las discriminaciones. La justicia, atendiendo particularmente a las desigualdades (distribución desigual de bienes y riquezas) y estableciendo formas distintas para superarlas; todo esto considerando que en la carrera de la vida, no todos empiezan a correr desde la misma línea, sino que algunas/os tienen ventajas (generalmente derivadas de la riqueza) mientras que otras/os se hallan rezagadas/os (por razones de pobreza, capacidades diferentes o preferencias intoleradas). Las personas n son peores ni mejores que los demás seres humanos, son personas privadas injusta e involuntariamente de los bienes esenciales de la vida digna, por eso encarnan nuestra lucha, por una razón de justicia.

La SOLIDARIDAD es el apoyo a la causa de los otros. Es la manifestación práctica de una humanidad común, es el sentimiento de identificación con las víctimas de las desigualdades, que pretende principalmente superar las injusticias de todos los órdenes. También es el resultado de la movilización de las conciencias a favor de la coherencia, la honestidad y la austeridad, ante la aberrante y delictuosa desigualdad reinante, cuya erradicación se ha convertido en un imperativo para que la especie humana sobreviva.

El Partido País Solidario atribuye la misma importancia a estos tres principios fundamentales: LIBERTAD, JUSTICIA y SOLIDARIDAD, que son interdependientes. Cada uno de ellos es un requisito previo para los otros y sustentan así la IGUALDAD en DEMOCRACIA.

 LA PRÁCTICA QUE NOS DEFINE

Los y las integrantes del Partido País Solidario asumimos como fundamento de nuestra práctica política:

*La valoración de la capacidad, la coherencia, la honestidad y la convicción ideológica en contraposición al concepto clientelista de la política. Los y las integrantes de País Solidario consideramos la captación de nuevos integrantes un proceso profundamente ético y formador, que aporta a la transformación de la sociedad y a la consolidación del partido. Los y las afiliadas a País Solidario no somos votos ni números, sino exponente de un proyecto político que busca un cambio en la sociedad paraguaya.

*La valoración de la participación, la crítica y el disenso en contraposición al sectarismo, la exclusión, el caudillismo, el amiguismo. Los y las integrantes de País Solidario consideramos la discusión, el debate y la exposición de opiniones las fuentes de producción de pensamiento y de posiciones políticas, elementos claves para la consolidación de una alternativa socialista y democrática.

*La valoración de la promoción de liderazgos, en contraposición a los estilos mesiánicos y caudillistas. Los y las integrantes de País Solidario consideramos esencial para el fortalecimiento de nuestra propuesta la generación de liderazgos capaces de presentar a la sociedad paraguaya una visión de futuro socialista.

*La valoración de la solidaridad con los compañeros y compañeras que atraviesan situaciones difíciles, en contraposición a todo tipo de prebendarismo y modelo transaccional de accionar político. Los y las integrantes de País Solidario consideramos un deber el apoyo a quienes lo necesitan y una violación a los principios éticos el otorgamiento de prebendas a cambio de apoyos políticos.

*La socialización de la información, en contraposición a los manejos excluyentes y el ocultamiento de la información. Todos los afiliados y afiliadas a País Solidario tenemos derecho a conocer lo que sucede al interior del partido y sobre las conversaciones que la dirigencia del partido sostiene con sectores sociales y políticos.

EL ESTADO QUE QUEREMOS

Pretendemos alcanzar un Estado democrático, donde la democracia significa también la remoción de los obstáculos que impiden la igualdad de las personas. Estado democrático, en el que se mantenga vivo el Poder Civil, que ejercite y fortalezca continuamente su autodeterminación; garantizando condiciones para la creatividad del pueblo y de cada generación, en la definición y obtención de sus propias metas de Igualdad. Un Estado con las siguientes características:

CIUDADANÍA ACTIVA EN IGUALIDAD Y SIN POBREZA

*Una ciudadanía con educación integral y gratuita, salud integral universal y gratuita, ambas desde el Estado; con seguridad social universal y derecho al pleno trabajo. Con goce de las libertades de opinión, religión, pensamiento y opción sexual.

*Una ciudadanía solidaria, organizada para decidir y sostener las estrategias de su propio desarrollo, apoyada en un marco legal e institucional de participación, instrumento insignia del Partido País Solidario.

*Una ciudadanía activa que verifica la plena vigencia de los derechos esenciales que hacen a la dignidad humana, y a que su vez recrea la realidad para mejorar las condiciones sociales y políticas obtenidas.

DESARROLLO CON EQUIDAD, EQUILIBRIO ECONÓMICA Y ECOLÓGICAMENTE

*Un modelo de desarrollo que sustituya toda forma de concentración de poder económico por otro orden en el cual toda persona tenga derecho _como ciudadano, trabajador y consumidor_ a intervenir en la dirección y en la justa distribución de la producción, en la organización del proceso y las condiciones de trabajo. Para lo cual es necesario que incluya:

Políticas de producción democráticas, participativas y descentralizadas; supervisión pública de la inversión; protección de los intereses públicos; socialización de los costes y beneficios de las transformaciones económicas.

-Medidas favorables a las empresas privadas con cogestión y participación de los trabajadores en el lugar de trabajo.

-Cooperativas autogestionadas de profesionales, trabajadores y agricultores.

– Empresas públicas, con formas democráticas de control y de toma de decisiones, para que el Estado atienda las prioridades sociales y económicas.

-Participación de los gremios en la determinación de la política económica nacional.

-Control y supervisión de las empresas multinacionales, exigiendo derechos sindicales sin barreras dentro de esas empresas y aplicación de tecnologías limpias.

-Democratización de las instituciones económicas y financieras internacionales y de los organismos multilaterales para permitir la plena y justa participación de todos los países.

*Un modelo de desarrollo que para su sostenibilidad logra la igualdad de derechos de las mujeres, evitando que las mismas paguen un precio desproporcionado en las crisis económicas generadas por políticas conservadoras: pobreza, desempleo, falta de vivienda y explotación mediante bajos salarios.

*Un modelo de desarrollo con un sistema educativo que transmita ante todo los principios de libertad, justicia y solidaridad. Promoviendo la honestidad, la civilidad, la tolerancia y la cooperación entre los diversos grupos en nuestra sociedad multicultural y multilingüe. Sistema educativo que tiene como metas:

-La preparación de las personas para vivir en sociedad sobre la base de la igualdad de partida y acceso y para todos/as.

-El paso de una generación a otra, del legado cultural.

-La información, el aprendizaje y la generación de conocimiento.

*Un modelo de desarrollo que supere la crisis ecológica, transformando las pautas de producción y consumo para que no llegue a producirse mayor deterioro del entorno. Que imposibilite que la transferencia de tecnología se convierta en una exportación indecente de sistemas ambientalmente inaceptables y/o de los desechos  tóxicos de las economías eco-reticentes. Promoviendo que la tecnología favorezca los derechos económicos y sociales, humanizando el trabajo, protegiendo la salud humana, aumentando la seguridad y extendiendo el ámbito de participación popular en la toma de decisiones.

*Un modelo de desarrollo nacional que permita el mejor aprovechamiento de la energía producida por las hidroeléctricas, que fomente el valor estratégico y la protección del agua dulce con que cuenta el país, como así también de otros recursos del subsuelo. Que actúa consecuentemente con el sostenimiento de la flora y la fauna autóctona, protegiendo y promocionando la sabia complicidad con la naturaleza, existente en las costumbres ancestrales de nuestros antepasados y aborígenes.

*Un modelo de desarrollo con claras medidas de Reforma Agraria generada por la integración plena y activa de las organizaciones campesinas, que erradique la aguda concentración de la tenencia de la tierra e impulse el asociacionismo y el cooperativismo entre los agricultores, promoviendo la participación autogestionaria, en la producción, la industrialización y la comercialización.

GOBIERNO ARTÍFICE  CUSTODIO DE LA IGUALDAD

*Un gobierno que represente el medio principal para el control popular y el sentido social de los procesos de cambios, que conduzcan a la concreción de la sociedad que construimos.

*Un gobierno que sostenga y defienda los derechos humanos, que incluyen los derechos económicos, sociales y culturales: el derecho a organizarse y manifestarse; el derecho a la seguridad social y al bienestar para todos, atendiendo la protección de la infancia, de la maternidad y de la vejez; el derecho a la educación, a la formación laboral; a la vivienda; a la seguridad económica y a la recreación. Principalmente el derecho a un trabajo pleno y útil en un empleo adecuadamente remunerado.

*Un gobierno firme, que regule las relaciones económicas en función de los intereses sociales, que no se reduzca a ser el taller de reparación de los daños causados por los defectos de mercado o por la aplicación incontrolada de las malas tecnologías.

*Un gobierno constituido por fortalecidos gobiernos subnacionales, legitimado por la voluntad popular, cercano a la gente y comprometido con sus intereses; que garantice la gobernabilidad con la construcción de grandes concertaciones que conduzca a la comunidad paraguaya solidaria.

*Un gobierno que priorice la paz, subordinando las fuerzas públicas al poder civil, y promueva la tolerancia ante la emergencia de la violencia.

*Un gobierno que erradique toda forma de servicio militar obligatorio y su sustitución por algún otro tipo de servicio.

GOBIERNO PARTÍCIPE EN LA CONSTRUCCIÓN DE UN MUNDO DESARROLLADO, JUSTO Y DEMOCRÁTICO

*Un gobierno que extienda su gestión por la igualdad al ámbito internacional, porque no se puede permitir que la estructura política y social del planeta se configure como un subproducto de los egoísmos de los bloques, las naciones y las empresas.

*Un gobierno promotor del respeto a la autodeterminación y ayuda mutua, en las relaciones entre los pueblos, para el progreso y beneficio común, ya que la libertad y la prosperidad de cada uno de ellos es la condición de la vigencia de estos valores en los demás. Que propicie ante la globalización de la pobreza y la exclusión,  globalización de la igualdad y la solidaridad, como forma de enfrentar los desafíos del nuevo contexto mundial porque de lo contrario, la globalización es obra de la fuerza y no de la gente. Otro mundo es posible, y por tanto, necesario.

LAS PROPUESTAS QUE TENEMOS

Ante una minoría privilegiada sin vocación de servicio público, que instrumenta el poder político para acumular riquezas, ingresos y oportunidades, que depreda el medio ambiente, debilita el capital social, fomenta la especulación inmobiliaria y financiera, persigue a quienes defienden las aspiraciones colectivas y denuncian la arbitrariedad. Ante la violación de los derechos humanos y el gran latrocinio, que han defraudado el sueño colectivo del bienestar social, País Solidario pretende constituir un modelo socialista de gobierno que impulse las siguientes políticas:

*Nueva relación trabajo-capital. Privilegiando la defensa y las condiciones de trabajo favorables para lograr el aumento de la productividad y el desarrollo de las potencialidades de las personas.

*Política fiscal progresiva para la redistribución de la renta y la disminución de las diferencias de riquezas, en la búsqueda de igualdad de oportunidades frente a las desigualdades de cuna y las discriminaciones sociales.

*Medidas para la erradicación de los latifundios, salvaguardando la función social, ecológica y productiva de la tierra.

*Incentivos para la industrialización de los productos primarios nacionales, disminuyendo las exportaciones de productos de escaso valor agregado.

*Apoyo a las iniciativas de emprendedoras/es, especialmente jóvenes, en el desarrollo de empresas productivas que brinden fuentes de trabajo en condiciones dignas, favoreciendo la educación y la cultura.

*Lucha implacable e irreductible contra la corrupción, en defensa de un progreso con creatividad, eliminando las mafias, tráficos y falsificaciones; generando un país legal, creíble, con comercio lícito y con ventajas para quienes promueven la producción auténtica.

*Servicios e infraestructuras esenciales para la ciudadanía, tanto en el campo como en la ciudad, posibilitándoles las mismas oportunidades para mejorar sus condiciones de vida y producción, superando el aislamiento existente en el interior.

*Descentralización de las competencias y recursos destinados a los servicios sociales de bienestar hacia los gobiernos locales.

*Educaciones primaria y secundaria obligatorias, con garantías para el acceso y la permanencia en el sistema, a través de una acción colectiva de la comunidad educativa. Con énfasis en incentivo a la educación terciaria desde los gobiernos subnacionales.

*Universidad para el desarrollo social sostenible, creadora y transmisora de conocimientos en contacto con los avances en el mundo, impulsora de conocimientos en contacto con los avances en el mundo, impulsora de nuevos procesos sociales como base del pensamiento nacional hacia el desarrollo de una nueva clase dirigente idónea para sus funciones.

*Respeto a la identidad cultural, la promoción de las manifestaciones culturales de los distintos grupos sociales, la valoración de la diversidad y la participación en la industria cultural y en las comunicaciones; ante la máquina homogeneizadora cultural, que crea una cultura estándar resignada y dirigida al consumo de los productos culturales más beneficiosos para las empresas.

*Superación de las discriminaciones de género y generacionales. Programas de acción positiva para impulsar la educación, la formación y la incorporación de jóvenes y mujeres al trabajo formal. Incentivos fiscales a empresas que permiten el alcance de la jubilación de sus trabajadores/as.

*Financiamiento de la investigación científica y tecnológica, como estrategia para la erradicación de la pobreza y la superación del subdesarrollo, destinando para el efecto una significativa alícuota de la tributación por la producción.

*Impuestos verdes, gravámenes derivados delos costes ambientales de las actividades de las empresas. Costes que deberán incluirse obligatoriamente en sus balances.

*MERCOSUR como instrumento de integración cultural y política. Regionalización económica para la superación de las desigualdades y el mejoramiento de la calidad de vida, atendiendo las asimetrías económicas de los respectivos países, para la definición y el desarrollo de las políticas comunes.

***Aprobado en el Primer Congreso Partidario.